viernes, 4 de marzo de 2011

BURKE AND HARE


Hay películas, que sin ser (no lo pretenden) obras maestras tienen algo, no sé, un punto que las hace divertidas, interesantes. Es el caso de ésta, dirigida por John Landis (Un hombre-lobo americano en Londres; Sangre Fresca...), que estaba algo perdido y ha vuelto con fuerza y gracia. Llevaba tiempo ya sin dirigir una película, inmerso en series de la tele como Psych.
En esta producción inglesa se narra los hechos reales (con alguna licencia...)acaecidos en el siglo diecinueve en la ciudad de Edimburgo, Escocia. Entonces centro neurálgico de la enseñanza médica, había una pertinaz sequía de cuerpos con los que poder dar las clases. Es en ese momentos cuando en le juego entran dos ladronzuelos, Burke y Hare, pillos que se buscan la vida como pueden y se pasan la mayor parte del día en la posada, bebiendo. Se dan cuenta de que si no hay suficientes muertos, ellos pueden "ayudar" a que los haya. Así comienzan una serie de divertidas situaciones que los lleva detrás de posibles victimas a las que, de una manera u otra, han de quitar de enmedio.
Protagonizada por Simon Pegg (Zombie Party) y Andy "Gollum" Serkis, están secundados por grandes actores británicos, entre ellos Tom Wilkinson, Tim Curry, Christopher Lee y en una aparición especial el mismísimo Ray Harrihausen (al que tuve el placer de conocer hace algunos años y que es una encanto de persona).

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada